Ragout (o ragú) de ternera

Se acerca el tiempo de los guisos; decimos adiós a los platos fríos veraniegos y nos metemos de lleno en los contundentes menús de invierno. Pero poco a poco; este plato que os propongo es algo más suave que un guiso de carne convencional. Tiene un poquito de todo, pero la intención es que sea ligero. Acompáñalo de una buena ensalada.

Ragout

INGREDIENTES

  • Un kilo de morcillo de ternera troceado para guisar
  • Cuatro patatas
  • Dos zanahorias
  • Un cuarto kilo de guisantes congelados
  • Una pizca de harina
  • Un vasito de vino blanco
  • Una cebolla
  • Un pimiento verde
  • Dos dientes de ajo
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra en grano

ELABORACIÓN

  • Pelar y cortar las patatas en dados y freír en aceite muy caliente
  • Cuando estén doradas, salar, retirar y reservar
  • Picar muy bien la cebolla, el ajo y el pimiento
  • Poner en la olla rápida un poco de aceite de oliva
  • Cuando esté caliente, echar la carne y sal al gusto
  • Cuando se consuma el caldo que suelta la carne, echar la cebolla, el ajo y el pimiento muy picadito y rehogar
  • Añadir una cucharada de harina y dejar que se tueste
  • Añadir el vasito de vino y otro vaso de agua
  • Añadir un poco más de sal o una pastilla de caldo de carne
  • Añadir las zanahorias en láminas y los guisantes
  • Añadir tres o cuatro granos de pimienta negra
  • Cerrar la olla y dejar cocinar durante unos quince minutos a fuego medio
  • Servir en plato hondo con las patatas fritas como acompañamiento

Cocinado por: Cristina Yuste