Entrepuentes llega a Madrid

Entrepuentes MadridEntrepuentes desembarca en la plaza de Pedro Zerolo de Madrid. La empresa riojana ha abierto en régimen de franquicia su tercer restaurante fuera de Logroño. Antes ya lo había hecho en Vitoria y en el nuevo puerto deportivo de Arrecife en la isla de Lanzarote. El nuevo establecimiento nace bajo el concepto de Entrepuentes City, una línea más urbana e industrial que los primeros restaurantes de la cadena, con lo que pretende adaptarse al estilo genuino, desenfadado y libre de prejuicios de la zona de Chueca, sin perder la esencia de esta compañía de origen familiar que nació hace más de cuarenta años al calor de las ferias del norte de España: comida rápida y de calidad a precios ajustados, regada con una cerveza o un buen tinto de Rioja, en este caso procedente de Nájera. Aunque la carta es más o menos amplia y se pueden degustar productos netamente riojanos como las carrilleras al vino tinto, si hay algo que distingue a estos establecimientos son sus hamburguesas. Además de las clásicas de toda la vida, en Madrid se pueden degustar siete nuevas hamburguesas gourmet, elaboradas con carne de ternera Black Angus, considerada por mucho como una de las mejores del mundo por su bajo contenido en colesterol. Otras de las novedades que se añaden a la carta son las bocazzas, una mezcla como dice su nombre entre focaccia y bocadillo o los bocatas que puede personalizar el cliente con sus 32 ingredientes y sus 17 salsas para combinar. Entrepuentes abre su cocina de ocho de la mañana a dos de la madrugada, también sirve desayunos y, según cuentan sus propietarios, en la elaboración no se utilizan productos congelados ni precocinados para salvaguardar la calidad de los alimentos, para que lo que también han apostado por suministradores locales. Incluso el pan, dicen, está elaborado específicamente para los siete restaurantes que funcionan bajo esta marca y a los que sus propietarios esperan añadir otros cinco más antes de que acabe este año 2016.

Entrepuentes Madrid

Anuncios

La crisis dispara el consumo de cerveza artesana

Cervezas la Virgen

España se sitúa a la cabeza de Europa en el crecimiento de microfábricas de cerveza. El número de este tipo de empresas ha crecido cerca de un 1.600% entre 2008 y 2015. Este vertiginoso aumento da una idea del interés que despierta la cerveza para sibaritas en nuestro país. Spigha, La Cibeles, Rondeña, La Virgen, Cartujana, Montseny, Sagra, San Frutos, Gredos, Mayurqa… Un sinfín de marcas elaboradas de forma artesanal que han irrumpido en el mercado español de la cerveza en los últimos años. Este concepto de cerveza entendida como un producto local, con identidad y de calidad ha conquistado España y ha impulsado una industria propia. Cuando estalló la crisis económica, España contaba con 21 microcervecerías, pequeñas fábricas que se dedican a la elaboración de esta bebida de forma artesanal. Su producción no superaba los 100.000 hectolitros anuales. Al cierre de 2015, la Agencia Española de Seguridad Alimenticia y Nutrición registraba 361 compañías dedicadas a esta actividad, lo que quiere decir que el número de microfábricas de cerveza ha crecido cerca de un 1.600% en estos siete años de crisis económica. Cataluña está a la vanguardia. Carles Rodríguez, de la empresa cervecera artesana Masia Agullons, considera que “fue el maestro cervecero inglés Steve Huxley quien introdujo la filosofía de elaborar cerveza artesana en España y, más concretamente, desde el Barrio de Gràcia de Barcelona”. Además de ser pionera en el sector, Cataluña es la comunidad que más microfábricas cuenta en su territorio, con un total de 76. Le siguen Andalucía, con 56 plantas, y Castilla y León, con un total de 39. Melilla, ciudad autónoma, no cuenta con ninguna microcervecería. A pesar de que Reino Unido, Alemania y Francia son los países que copan el podio europeo en este sector, con 1.414, 677 y 566 microcervecerías, respectivamente, España es el que ha anotado un mayor incremento, del 1.395% entre 2008 y 2014. Un crecimiento exponencial que le ha llevado a escalar hasta la sexta posición del ránking en el año 2014, según recoge el informe estadístico de 2015 elaborado por la asociación Brewers of Europe. Este sector sigue sumando adeptos en España y la muestra es que en el mes de diciembre de 2015 había 361 microcervecerías registradas, frente a las 314 del año anterior. Estas cifras contrastan con los 18 centros de producción industrial de cerveza que hay en España y cuya titularidad corresponde a los seis grandes grupos empresariales: Mahou-San Miguel, Heineken, Estrella Damm, Estrella Galicia, Compañía Cervecera de Canarias y La Zaragozana. En el último año algunas de estas empresas han entrado en este mercado comprando cerveceras artesanales, lo que muestra el interés creciente que despierta en el consumidor. Sigue leyendo

Cervezeando…

      La crisis nos ha traído multitud de situaciones indeseables y cambios de estilo de vida incómodos que alimentan el desánimo. Pero si hay algo bueno que nos ha aportado es la adopción de ciertos hábitos que en la cultura española teníamos guardados en la recámara, quizá esperando a que la realidad nos obligara a tomarlos en consideración. Estoy hablando de las reuniones en casa, una manera de socializar y profundizar en las amistades, una exquisita ocasión de pasar un buen rato con amigos, exquisita porque, además, permite al anfitrión “lucirse” gastronómicamente o presentar a sus invitados algo verdaderamente especial. Y es ahí donde quiero llegar; nadie reúne a sus amigos en casa sin tener en cuenta la bebida. Le diremos a nuestros comensales que traigan vino, pero nosotros tendremos también una botella reservada para impresionar. Y, ¿qué pasa con las cervezas?, ¿quién las lleva?. Esas las tenemos que tener en casa, bien fresquitas; todos esperan que les pongamos un aperitivo regado con una buena rubia, tostada o negra; para gustos, colores.

CERVEZAS GRUPO

CERVEZAS 2

    Sigue leyendo